Para garantizar más espacio entre los pasajeros y así ofrecer un viaje más seguro, Delta Air Lines mantendrá el bloqueo de los asientos centrales y limitará la reserva de asientos en todas sus cabinas hasta el 30 de septiembre de 2020.

La aerolínea estadounidense informó que los asientos centrales se mostrarán como no asignables o disponibles a la hora de la selección ya sea en línea o a través de su aplicación móvil.

Además, se bloquearán también algunos asientos de pasillo en las aeronaves con configuración 2×2.

“Reducir el número total de clientes en cada aeronave de la flota es uno de los pasos más importantes que podemos dar para garantizar una experiencia segura para nuestros clientes y empleados”, dijo el director de Experiencia al Cliente, Bill Lentsch.

La capacidad máxima que permitirá Delta Air Lines en sus cabinas será de 50 por ciento en First Class, 60 por ciento en Main Cabin, Delta Confort+ y Delta Premium Select, y 75 por ciento en Delta One, con el objetivo de tener menos pasajeros a bordo.

Medidas de seguridad sanitaria

No obstante, la aerolínea estadounidense también está aplicando las medidas de limpieza e higienización del aire con filtros HEPA y otras disposiciones muy similares a las que aplica en general la industria aérea global y las recomendaciones de los entes reguladores estadounidenses e internacionales.

En concreto, hasta el 30 de septiembre, la aerolínea limitará el número de plazas disponibles al 50% en First Class, 60% en Main Cabin, Delta Comfort+ y Delta Premium Select y 75% en Delta One; mientras bloquea los asientos centrales mostrándolos como no disponibles.

Delta destaca que, en aquellas rutas en las que el aumento de la demanda se acerque a la ocupación máxima del vuelo, la reducirá al nivel requerido asignando aeronaves con mayor capacidad o añadirá frecuencias para distribuir ducha demanda.

En el aeropuerto, desde el check-in hasta la entrega final del equipaje, Delta está requiriendo a los pasajeros y empleados el uso de mascarillas durante toda la jornada.

En los mostradores de esas áreas y en las puertas de embarque de la aerolínea en todo el mundo, se han instalado protectores de plexiglás.

Adicionalmente, se está requiriendo el uso de mascarillas durante toda la jornada para los pasajeros y empleados.

En esas áreas de check-in, puertas de embarque y en los puentes de abordaje ha añadido en el suelo calcomanías que señalan a los clientes el distanciamiento social necesario, reforzadas con las indicaciones de personal de la aerolínea.

Limpieza continua a lo largo del día de sus áreas de check-in, quioscos de autoservicio, mostradores de puerta de embarque y entrega de equipaje

En el tercer trimestre del año, los equipos de Delta utilizarán rociadores electrostáticos en todos los aeropuertos en los que opera y en los puntos de control de seguridad de la Administración de Seguridad en el Transporte (TSA).

Abordaje de todos los vuelos de atrás hacia adelante de la aeronave, reduciendo las instancias de contacto entre clientes.

Reducción del servicio de catering y el consecuente contacto con el personal de vuelo, permitiendo a los pasajeros introducir su propia comida y bebidas a bordo.

Proporcionar a los clientes desinfectante para manos y otras formas y equipos de protección cuando estés disponibles para minimizar la propagación del COVID-19;

Delta Airlines puntualiza que continuará coordinando y evaluando con expertos en salud, socios y líderes de la industria de la salud sobre las mejores prácticas.

Más información: es.delta.com

NO COMMENTS

LEAVE A REPLY

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.